El ex-novio

Mi relación más larga hasta ahorita ha sido de dos años. ¿El afortunado? Un amigo de primaria. O sea, empezamos en primaria y “terminamos” en secundaria. Ya saben, esos amores inocentes de “manita sudada”, con los que compartes besos de piquito y todo es lindo y color de rosa. Bueno es lindo y color de rosa hasta que tus peores enemigas intentan juntar a tu novio con una chava a la que odias, y como su relación es “secreta” no puedes hacer nada para impedirlo. Pero linda y color de rosa al principio :).

El punto es que dejamos de ser novios. No, nunca cortamos oficialmente. Sólo un día me di cuenta de que él no era mi tipo, y él… empezó a andar con mi mejor amiga. Y aunque parezca increíble… con todo mi apoyo. Ash, todo era tan complicado en la secundaria.

Ahora él y yo estamos en la misma prepa. Nos vemos y nos saludos y platicamos un poco. Nos llevamos muy bien. Creo que incluso antes de entrar a la prepa llegamos a un punto de nuestra amistad en la que nos podíamos llamar “cercanos”. Pero él no sabía “mi secreto”.

Verán, por alguna razón, a las personas que no les he dicho directamente, y de las que me escondo cuando veo, son mis compañeros de la secundaria. Supongo que es lógico porque los chismes entre ex-alumnos corren de manera acelerada y despiadada. O sea, pueden destruir mi vida si quieren. Digo, no todos, pero digamos que (otra vez, por alguna razón) mi miedo lo aplico para todos.

La otra vez en una fiesta, el sujeto ahora referido como “ex-novio” se puso muuuy ebrio. Fue muy gracioso. Pero entonces en algún punto de su ebriedad, hizo que me quedara sola con él y de la nada sacó una pregunta clave, después de la cual sabes que no va a venir nada bueno: “Bueno, ¿y tú qué?”. Tenía le esperanza de que esperara una respuesta vaga y general, acerca de mi vida escolar, familiar y nada sentimental.

“Ya me vas a contar, ¿o qué?” Yo todavía me hice la loca un rato y le empecé a dar largas. Pero entonces cuando cometí el error de decirle “¿de qué o qué?”, él ya deplano me dijo: “¡¡Pues de tu mujer!!”. Y ahí quedé desarmada. Pero a esas alturas ¿qué le iba a decir? Bueno, además de lo obvio (“soy gay”), sólo le pregunté que cómo sabía. Realmente no me supo explicar muy bien, pero CREO que todo fue porque una vez nos vio.

Y entonces me dio el discurso más dulce que algún niño me ha dado: “No pues a mí no me importa. Lo importante es que tú seas feliz. Y digo, sí es medio raro porque pues… anduvimos y… nunca cortamos (risa de 5 minutos), pero pues yo te quiero, y no te debe de importar lo que los demás piensen. Porque si los demás te quieren… van a querer que seas feliz”. AWWW me mató. Lo abracé y todo.

Creo que ha sido uno de los mejores momentos de “salidas del clóset” que he tenido en mi vida. Y no fue tan malo. Ahora sólo espero que él lo recuerde xD.

Anuncios

4 comentarios

Archivado bajo 'Cause it's my life...

4 Respuestas a “El ex-novio

  1. ale

    aww q lindo el 🙂
    sabes algo los hombres son menos complicados para la mayoria de las cosas jaja.
    Saludos!

  2. Quetz

    hahaha que lindo discurso xD
    muy cierto lo que dice que la gente que te quiere siempre va a querer que seas feliz 😀

  3. Tu comprobaste en esa ocasión lo mismo q yo hace algunos años… la gente que te quiere te va a seguir queriendo luego de saber que te gustan los marcianos lo q se sea.

  4. Bann

    aww que lindo tu exnovio XD el mio cuando se entero de “lo mio” se alejo por completo y hasta ahora me evita y eso que vive cerca a mi casa x_x

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s